Don Tomás, misionero en lo cotidiano.

Todas las semanas pasaba por las clases, siempre de buen humor para concienciar y recoger algo de dinerillo para las misiones, en especial para Togo.

Nos leía las cartas que le enviaban y nos iba diciendo cómo gracias a la “paraeta” y las colectas otros niños, -en el fondo no tan diferentes a nosotros-, iban mejorando sus condiciones de vida.

Debido a su estado de salud no había podido ir a las misiones, pero él se sentía misionero porque hacía todo lo posible para ayudar económicamente a los que estaban sobre el terreno. Vivía para y por las misiones. ¡Qué gran ejemplo de persona y marianista!

Todavía hoy se hacen la colectas en su nombre y se puede seguir colaborando.

 ¿QUÉ OS PARECE?

“Érase una vez …un hombre grande”

Don Tomas 10

10º Aniversario Don Tomás

Más enlaces:

http://www.novabella.org/misiones-en-el-togo-la-paraeta-de-don-tomas/

http://www.elpilarvalencia.org/pastoral/misiones-marianistas/don-tomas/

Share Button

¿Cómo lo ves?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *